domingo 14 de abril de 2024 - Edición Nº1957

Nacionales | 3 abr 2024

Sociedad | Economía

Gas: por qué las boletas de junio serán las más “dolorosas” para los usuarios

El Enargas publicó los nuevos cuadros tarifarios y los incrementos comienzan a regir con el consumo de este miércoles.


El Gobierno oficializó este miércoles el aumento de las tarifas de gas natural por red a los hogares, comercios, industrias y otros usuarios no domiciliarios, con subas que van desde 150% hasta más del 450%. Sin embargo, el mayor impacto en las boletas se dará en junio e impactará de lleno en el bolsillo de los argentinos.

Es que desde mayo, habrá otros ajustes adicionales para los hogares de altos ingresos y el resto de usuarios no residenciales, y también una indexación mensual de una porción de las tarifas, por lo que habrá aumentos todos los meses para toda clase de clientes conectados a la red.

Según cálculos aproximados que difundieron las empresas distribuidoras de gas, un usuario de ingresos altos de Metrogas con un consumo de hasta 500 m3 (R1) -un departamento o casa en la que habitan dos personas- al año que recibía una boleta de $1547, pasará a pagar $7000. Esto significa una suba de 352%.

En tanto, un usuario residencial de altos ingresos que recibía una boleta de $4527 por un consumo de entre 600 a 800 m3 (R22) pasará a pagar $25.200. Se trata de una suba de 456%.

Por su parte, los usuarios N2 (bajos ingresos con tarifa social) pagarán por el gas entre US$ 0,74 y US$ 0,78 por millón de BTU desde el mes que viene. Los N3 (Ingresos medios) abonarán entre US$ 1,10 y USD 1,17 por millón de BTU. Obviamente estos dos grupos pagarán pleno por el consumo que exceda el bloque subsidiado.

Sin embargo, el mayor impacto se hará sentir con este nuevo cuadro tarifario, que comenzará a regir a partir del 1° de mayo, cuando el precio del gas salte a entre US$ 4,20 y US$ 4,50 por millón de BTU, dependiendo la zona del país. Esto representará una fuerte disparada en un período donde los consumos serán más altos por el invierno.

Cabe recordar que una buena extensión del país, se mantiene el beneficio de los descuentos por “zona fría” de entre el 30% y 50% sobre el precio del gas, algo que quiso eliminar el Gobierno en la “ley ómnibus” de enero y que hasta ahora dejó intacta en la nueva versión del proyecto de “ley de Bases”.

El precio del gas “PIST” quedó dolarizado, como ya lo estaba desde 2016, pero ahora indexado a la evolución del tipo de cambio oficial, algo distintivo de estos cambios, pues antes se traducía ese costo en dólares a pesos y se dejaba estable hasta el próximo ajuste, con lo que gradualmente se licuaba a medida que avanzaba la devaluación de la moneda local. (DIB)

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias